“No se puede colocar un radar donde uno quiera”

  Actualidad

“No se puede colocar un radar donde uno quiera”

Los equipos que están ubicados en curvas, pendientes y escondidos serán revisados por las autoridades

Radares- ley- revisión
Cantidad. Las autoridades nacionales y locales no tienen clara la cifra de radares que funcionan en el país.Gustavo Guamán/EXPRESO

La reformada Ley de Tránsito establece que los nuevos radares deberán ser colocados con base en estudios técnicos sobre siniestralidad y con la señalización adecuada que advierta su presencia.

Los que ya existen en las vías del país entrarán a un proceso de revisión, reveló a este Diario, Adrián Castro, director ejecutivo de la Agencia Nacional de Tránsito (ANT).

ANT operativo

Las reformas a la Ley de Tránsito llegan con novedades para conductores y transeúntes

Leer más

“No se pueden colocar donde uno quiera, sino en sitios donde se refleje la necesidad... Desde la ANT vamos a enviar un comunicado a todos los municipios, CTE y la Policía para que los radares que a la fecha están instalados sean revisados y pasen por un diagnóstico de dónde deben ser colocados”.

Este diagnóstico se deberá realizar con indicadores sobre accidentalidad, mortalidad, número de heridos, horas de ocurrencia de los siniestros, tipo de vehículo involucrado, etc. Además, la Ley de Tránsito establece que los radares no pueden estar en curvas o pendientes.

El propósito de la reforma es normar la implementación de los equipos, ya que ahora son colocados de forma discrecional por parte de cada Municipio o entidad a cargo del control de tránsito. Incluso, Castro reconoce que este tipo de controles se han convertido en instrumentos recaudatorios más que de prevención, justamente por la falta de estudios.

El ejemplo de este desorden es que la ANT no sabe cuántos radares hay en el país, según Castro porque su competencia es homologarlos. Tampoco la Asociación de Municipalidades del Ecuador conoce el dato. La Comisión de Tránsito del Ecuador (CTE) indica que en las carreteras estatales existen 423 radares fijos y 10 son móviles.

Dentro de las ciudades, los municipios que han asumido las competencias del tránsito tienen un número indeterminado de radares que incumplen la nueva normativa.

Desde enero de 2020, en Ambato existe un radar que opera sin permiso del Municipio.

María José López,
Concejala del Municipio de Ambato

En Ambato, de los nueve fotorradares que funcionan, uno está en la av. Bolivariana, una pendiente de ocho carriles.

La concejal María José López señala que ese radar fue colocado en una vía, cuyo control no es de la administración municipal, sino del Ministerio de Transporte y Obras Públicas. Por lo tanto, la concesionaria estaría realizando multas sin tener la autorización para operar. “Producto de aquello hay cientos de miles de ambateños y ecuatorianos perjudicados”.

El exalcalde Luis Fernando Torres también dijo que únicamente ese radar ha sancionado a 362.000 conductores de enero de 2020 hasta la fecha. Lo que representa $ 60 millones en multas.

ATM

El descuento en la multa de tránsito no aplica para todos los casos

Leer más

La concejal López agrega que el instrumento no tiene un afán preventivo; es “un atraco al bolsillo de los ambateños”.

En otras vías del país hay radares que no cumplen con la nueva norma porque están colocados de forma escondida. Por ejemplo, en Quito, en la av. Mariscal Sucre, hay un equipo a la altura de la calle Mañosca, que es una bajada.

En Guayas, en el kilómetro 77 de la vía Progreso-Playas, a la altura de Río Hondo, hay una cámara radar colocada detrás de una señalética vertical.

En ambas vías, los conductores no pueden advertir la presencia hasta que salta el flash.

La norma

Artículo 30. La finalidad del control vial por medios tecnológicos será preventiva... Para ello no se podrá poner en marcha ningún dispositivo sin un informe de factibilidad. Se realizarán procesos de socialización con la ciudadanía de forma obligatoria por un periodo no menor de 20 días.

La sanción

Artículo 30, literal b. Los referidos medios de control deberán estar calibrados, operativos y funcionales... sin que puedan ser ubicados en curvas y pendientes. Los que impidan que funcionen, ya sea dañándolos o haciendo vandalismo, serán “solidariamente responsables” por las afectaciones que generen.