Jarrín se despide de Defensa con la condecoración Gran Cruz al Mérito

  Actualidad

Jarrín se despide de Defensa con la condecoración Gran Cruz al Mérito

El general estuvo tres años al frente del Ministerio. Desde el lunes ocupará el cargo el almirante Fernando Donoso

MINISTRO
Ceremonia. En el Ministerio de Defensa se realizó una ceremonia de agradecimiento al ministro Oswaldo Jarrín.Angelo Chamba

En el patio de ceremonias del Ministerio de Defensa, Oswaldo Jarrín presidió uno de sus últimos actos como ministro de esa Cartera de Estado. En la ceremonia se reconoció el trabajo del ministro con la condecoración al mérito militar en el grado de Gran Cruz por su colaboración en el posicionamiento de las Fuerzas Armadas y la defensa y apoyo a las Fuerzas Armadas. La distinción la recibió de manos del jefe del Comando Conjunto Luis Lara, quien se recuperó de la COVID-19

El oficial dijo que la humanidad vive una de las épocas más adversas como consecuencia de la pandemia, cuyas secuelas de enfermedad y muerte han superado no solo las capacidades de atención sanitaria sino que han dejado una profunda crisis económica, social y emocional.

Dijo que para enfrentar la catástrofe se ha requerido de la dedicación de quienes, aún a costa de sus vidas, han estado en la primera línea de la lucha contra el virus. Reconoció al mando militar y a los uniformados que en una labor sin precedentes sin tomar en cuenta horas de trabajo y condiciones difíciles, no dudaron en brindar su apoyo a los ciudadanos. 

Lamentó que en esa lucha contra el virus de la COVID-19, 35 miembros de Fuerzas Armadas perdieran la vida, entre ellos dos generales y además hubo 7.585 contagiados. Dijo que su sacrificio quedará en la memoria de la institución. Indicó que ese esfuerzo aporta al concepto de seguridad integral. 

Ceremonia

La Fuerza Aérea recibe tres de seis helicópteros H-145, Cobra

Leer más

Mencionó las actuaciones de los militares en el terremoto de Manabí y Esmeraldas en 2016. Habló del reconocimiento que hizo el país de la actuación de las Fuerzas Armadas en octubre de 2019 no solamente para restablecer la paz en las calles de las ciudades "sino para defender democracia de la subversión solapada por ciertos movimientos sociales".

Manifestó que en los últimos meses la actuación profesional y efectiva de las Fuerzas Armadas ha permitido que los ciudadanos participen en el proceso electoral. Indicó que esas acciones complementarias a la misión constitucional para defender la soberanía e integridad territorial ante amenazas crecientes del narcotráfico, crimen organizado, los movimientos armados irregulares no hacen más que ratificar el compromiso de las Fuerzas Armadas con su pueblo y su destino. 

Elogió el liderazgo del ministro Jarrín que ha permitido superar crisis de la revuelta de octubre de 2019 y las consecuencias de la pandemia. La actuación serena de las Fuerzas Armadas en "escenarios de profunda crisis impidió que la nación caiga en un profundo caos de consecuencias funestas". 

El ministro, en uno de sus últimos actos oficiales habló de la reinstitucionalización de las Fuerzas Armadas, el equipamiento y la aprobación de leyes como la marítima. Jarrín habló d de la recuperación de la autoridad marítima que más de 30 años no existía. Recordó que lo que queda es la elaboración de un reglamento y la vigencia. En los últimos días de administración Jarrín entregó 12 lanchas israelitas para el patrullaje de la frontera norte, tres helicópteros H-145 para labores de vigilancia y rescate y tres aviones de entrenamiento.

Jarrín se despidió con nostalgia y recordando que "yo soy un soldado y un ecuatoriano". El lunes a las 07:30 será el último acto militar al que acuda el ministro en la Cima de la Libertad para recordar la Batalla del Pichincha.