Mundo

Obligan a mujeres a pruebas ginecológicas en el aeropuerto de Qatar tras hallar a bebé abandonado

Las desembarcaron de aviones y fueron trasladadas a ambulancias donde se les hicieron pruebas para saber si habían dado a luz recientemente

people-2573433
Las mujeres provenían de diferentes partes del mundo.PIXABAY

Varias pasajeras fueron examinadas por la fuerza tras el hallazgo de un bebé prematuro en los baños del aeropuerto de Doha, capital de Qatar, según información confirmada por AFP.

entrepreneur-593357

La independencia económica de la mujer, clave en la recuperación de América Latina

Leer más

El medio australiano Seven News, informó que el grupo de mujeres, incluidas 13 australianas, fueron "supuestamente sacadas de los vuelos, detenidas y obligadas a someterse a una inspección ginecológica en ambulancias" que se encontraban en la pista.

“Obligaban a las mujeres a someterse a exámenes corporales, principalmente a la prueba de Papanicolaou por la fuerza (un frotis)”, aseguró este domingo a AFP una fuente en Doha que fue informada de una investigación interna sobre este incidente.

Por su parte, el aeropuerto se ha limitado a decir que se pidió a las mujeres que "participaran en las iniciativas" para localizar a la madre del bebé, que está vivo, según un comunicado. A la par, señalaron que “el personal médico expresó su preocupación a las autoridades del aeropuerto sobre la salud y el bienestar de una madre que acababa de dar a luz y pidió que la localizaran antes de que partiera”.

Los hechos ocurrieron el 2 de octubre y fueron dados a conocer por pasajeros australianos. Debido al incidente, uno de los vuelos con destino a Sídney llegó cuatro horas tarde, según el sitio de vigilancia Flight Radar 24.

Mujeres de otros países y vuelos fueron sometidas a pruebas similares. El incidente está siendo investigado en Qatar, según Seven News.

Los informes indican que el trato de las mujeres en cuestión fue ofensivo, extremadamente inapropiado y más allá de las circunstancias en las que las mujeres podían dar su consentimiento libre e informado

Portavoz del Gobierno Australiano

La directora de Amnistía Internacional Australia, Samantha Klintworth, manifestó su preocupación por el hecho ocurrido en el aeropuerto de Qatar. Indicó que fue "angustiante y perturbador y constituye una flagrante violación de los derechos humanos de estas mujeres"