Conservan a sus perros como si siguieran vivos

  Buenavida

Conservan a sus perros como si siguieran vivos

Hay quienes optan por embalsamarlos para sentir que aún están cerca. Lo que para algunos resulta raro, para ellos ayuda a mitigar la pérdida

3 (2)
Boyka murió a los 8 años y fue sometido al proceso de taxidermia.Cortesía

Kira tenía seis meses de nacida cuando en un intento de robo en la casa de su familia humana, los delincuentes la envenenaron. La perrita Husky no sobrevivió, pero en el que fue su hogar es como si nunca se hubiera ido.

A la entrada de la casa sigue Kira, recostada sobre el piso con ese mismo gesto de emoción con el que solía esperar la llegada de sus dueños. Allí está su cuerpo, embalsamado, como un recuerdo del tiempo que compartieron.

Cuando Kira murió, la familia decidió solicitar el servicio de taxidermia (arte de disecar los animales para conservarlos con apariencia de vivos). Habían visto esta opción en las redes sociales y decidieron aplicarla.

Es lo mismo que ocurrió con Boyka, que sigue presente entre quienes lo tuvieron con ellos por ocho años. Este American Bully fue disecado para que luego adoptara esa apariencia imponente y de gran musculatura con la que llamaba la atención a su paso.

Perro guía

Son los ojos de quienes no ven

Leer más

Katherine Yánez recuerda con nostalgia estos casos por el dolor que se reflejaba en los dueños de estas mascotas que le solicitaban el servicio de taxidermia, pero dice que al recibir los embalsamos, ellos sintieron un poco de consuelo.

Katherine y sus hermanas Kelly y Karen crearon Patitas Eternas Ecuador, en Quito, para brindar este servicio. Por ahora han disecado perros, pero es un proceso que también puede aplicarse a gatos y aves.

El éxito de su trabajo, dicen, radica en darles esa apariencia que piden los dueños. Algunos están como dormidos y otros sentados o de pie.

El equipo se encarga de todos los detalles. La mascota debe verse como cuando estaba viva, por lo que una parte importante del trabajo, además de la postura y el color, son sus ojos.

Taxidermia
Kira murió a los seis meses cuando unos delincuentes la envenenaron.Cortesía

Ese detalle lo aprendieron de su padre, Franklin Yánez, quien fue el primero de la familia en dedicarse a la taxidermia y quien es además artista plástico. “En los ojos siempre debe reflejarse vida”, recuerda Katherine sobre ese mensaje que le repite su padre.

Las hermanas crearon este emprendimiento hace seis meses. Lo hicieron recordando aquella época en que eran pequeñas y Reinita, su perrita, murió. En ese entonces la llevaron a Cotacachi. Había escuchado que un señor hacía taxidermia y decidieron intentarlo. Cuando pasó el tiempo para recoger el cuerpo embalsamado, les informaron que no pudieron hacer el trabajo porque se había descompuesto.

Perro

Los hogares temporales, un apoyo para los rescatistas

Leer más

Estaban decepcionadas y por eso decidieron entrar ahora en este segmento que en otros países se aplica, pero que en Ecuador es poco conocido.

Reconocen que hay quienes ven con desconcierto esta opción. Incluso están quienes creen que es raro y que aquellos que piden la taxidermia tienen un problema de apego emocional. Para las dueñas de Patitas Eternas Ecuador, en cambio, este es el recuerdo que muchas personas quieren conservar a sus fieles amigos.

  • Los costos

Embalsamar a un perro pequeño o a un gato puede costar desde 100 dólares. Según el tamaño del animal, el precio supera los $ 200. El procedimiento tarda entre un mes y mes y medio.

  • El proceso

Para poder acceder al procedimiento, lo mejor es llevar a la mascota antes de las 12 horas de fallecida.

En el caso de que el animal se envíe de otras ciudades se lo debe envolver en una tela y colocarlo en refrigeración.

El proceso inicia con la disección. Luego se procede al tratamiento de piel y se diseña la estructura. El siguiente paso es el ensamblado.

El trabajo termina con el maquillaje y con la colocación de los ojos de vidrio.