Érika Vélez en Soy el mejor: “Salí de mi zona de confort”

  Ocio

Érika Vélez en Soy el mejor: “Salí de mi zona de confort”

La presentadora tuvo una aplaudida presentación en reality de TC. Pocos se fijaron en el baile como tal, pero sí en lo que podría haber atrás de este.

Soy el mejor, Érika Vélez y Carlos Scavone
Más allá de su talento para el baile, la participación de Érika Vélez junto a Carlos Scavone causó revuelo.Instagram

Bajó de una escalera, a ritmos de trompeta y tambores de una marcha militar. Vestida con una ajustada  y reveladora malla y capa, además de botas altas,y el pelo recogido en una mediacola, Érika Vélez hizo su entrada triunfal al programa 'Soy el mejor', de TC. Como una diva.

A rito del 'Muévelo, muévelo', de El General, Érika ‘intentó’ agarrar el paso, pero la competencia era demasiado fuerte: la bailarina lo hacía como una profesional. La acompañaba Carlos Scavone, participante del reality y, además, su expareja. Él, sin duda, se mostró mucho más cómodo con eso de moverse al ritmo de la música.

Pero en esta ocasión, lo realmente importante no era el baile. Era la alegría de los fanáticos de ambos personajes para quienes posiblemente algo se está cocinando entre ambos. La expresentadora de Master Chef y el actor ni lo negaron ni lo aceptaron.

Lo que sí hubo fue un agradecimiento expreso de Scavone “por toda esa buena onda, el goce y el apoyo”. En su cuenta de Instagram, reconoció que meterse "a la jaula de los leones es bravo" y que lo hizo espectacular.

La respuesta de ella no se hizo esperar: “Gracias chancho porque en serio (más allá de los nervios) me divertí. Tienes un equipo increíble y para mí fue un regalo conocerlos y trabajar juntos”. Estas simples palabras acumularon más de mil cien ‘me gusta’. Sin duda, si algo hay entre ellos hay buena onda. El resto solo queda para la especulación.

Pero ahí no termina todo. En su propia cuenta, la actriz y presentadora también se hizo presente. Dijo que su participación en 'Soy el mejo'r la había hecho salir de su zona de confort. Pero lo más importante, luego de los agradecimientos de rigor, fue el mensaje final, dirigido a quienes “les gusta hablar de los demás”. Léalo usted mismo.